Dos horas a la semana en la naturaleza es bueno para la salud

Unos diecisiete minutos al día en la naturaleza bastan para gozar de más salud / Pixabay

Una investigación publicada en la revista «Scientific Reports» informa de que la salud y el bienestar físico y psíquico mejoran si se pasan al menos 120 minutos a la semana en la naturaleza. El estudio se basa en cuestionarios realizados a cerca de 20 000 personas en Inglaterra sobre sus actividades en la naturaleza durante la semana anterior.

 

Cordis / Los resultados apuntan a que los que pasan dos horas o más a la semana en un entorno natural, como parques urbanos y naturales, bosques o playas, se sentían mejor y tenían un mejor estado de salud que los que no salían en absoluto.

No tiene relevancia si se vive en zonas verdes o con qué frecuencia se visitan, siempre y cuando se acumulen al final de la semana dos horas en la naturaleza

El tiempo ideal parece ser un mínimo de dos horas. No tiene relevancia si se vive en zonas verdes o con qué frecuencia se visitan, siempre y cuando se acumulen al final de la semana dos horas en la naturaleza. Pasar solo sesenta o noventa minutos en la naturaleza no parece tener un efecto significativo, pero estar cinco horas a la semana en plena naturaleza tampoco ofrece beneficios adicionales.

 

«Mens sana in corpore sano» por medios naturales

Según declaró el doctor Mathew White de la Facultad de Medicina de la Universidad de Exeter a la «CNN»: «Lo que más nos sorprendió fue la consistencia de los resultados en prácticamente todos los grupos a estudio: jóvenes y mayores, hombres y mujeres, habitantes de entornos urbanos y rurales, vecinos de barrios ricos y pobres, etc. Pero quizá el grupo más importante es el de aquellos con enfermedades o discapacidades duraderas. Nos preocupaba que nuestro efecto se redujese a que solo los más sanos fueran los que se acercaran a la naturaleza, pero este resultado apunta a que incluso aquellos con enfermedades conocidas y que lograban pasar dos horas a la semana en la naturaleza se encontraban mejor».

Nos percatamos cada vez más de que es la abundancia de biodiversidad en un entorno lo que resulta importante

¿Tienen los resultados un valor universal? El doctor White y su equipo terminaron hace poco de obtener datos para un estudio similar ejecutado en dieciocho países: catorce países europeos, Australia, Canadá, Hong Kong y Estados Unidos. «Los resultados de este estudio se publicarán en breve, pero, obviamente, todos ellos son países relativamente desarrollados, así que lo más importante es plantear si esto es relevante para personas en países en desarrollo, sobre todo en los que la “naturaleza” puede albergar más amenazas para la salud y el bienestar. Debemos, por tanto, tener cuidado de no generalizar estos resultados específicos para Inglaterra en esta fase», comenta.

En declaraciones al periódico británico «The Guardian», el doctor White añadió: «Nos percatamos cada vez más de que es la abundancia de biodiversidad en un entorno lo que resulta importante. Realizamos un seguimiento de las actividades de 4 500 personas para el mismo estudio, y lo que se muestra es que se reduce el estrés en mayor medida si se acude a un entorno de extraordinaria belleza natural, de interés científico destacable o con otros factores similares».

En la revista, los autores concluyen que sus resultados son «un punto de partida importante para el debate en torno a la posibilidad de ofrecer recomendaciones sencillas basadas en la ciencia sobre la cantidad de tiempo que es necesario pasar en un entorno natural para que se mejore significativamente la salud y el bienestar».

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí