Federación Cinológica Internacional

Existen leyendas sobre los orígenes de ciertas razas / Pixabay

Tal día como hoy… 22 de mayo de 1911 se fundaba la Federación Cinológica Internacional

 

El 22 de mayo de 1911 se fundaba la Federación Cinológica InternacionalFédération Cynologique Internationale, en el original y oficial francés-, con el objetivo de fomentar la cinología -canofilia- y aunar criterios en lo referente a la cría de perros. En la actualidad está formada por las sociedades caninas de 84 países, cada uno de los cuales establece las normas de sus razas oriundas.

 

CV / Desde siempre se ha dicho que el perro es el mejor amigo del hombre. Y ciertamente, la convivencia entre perros y humanos es tan antigua como la civilización. En la Odisea, canto XVIII, Homero nos cuenta como el fiel Argos, el perro de Ulises, espera pacientemente la vuelta de su amo hasta que, de regreso éste a Ítaca, es el único que lo reconoce después de veinte años, y muere tras haber conseguido verlo por última vez.

La convivencia entre perros y humanos es tan antigua como la civilización

También en la mitología griega, el can Cerbero es el perro guardián de la entrada del Hades, el infierno. Más modernamente, Federico II de Prusia dispuso ser enterrado junto a sus perros de caza; o Lord Byron, que llegó a afirmar que “Como más conozco a los hombres, más quiero mi perro”...

Igualmente, existen leyendas sobre los orígenes de ciertas razas. Del pastor alemán se dice que surgió del cruce entre lobos y perros pastores realizados por los monjes de la Selva Negra, que obtuvieron así unos formidables guardianes para sus monasterios. guardianes, híbridos de perro y lobo, con la ferocidad y fuerza del lobo y la inteligencia y la fidelidad del perro.

Desde siempre se ha dicho que el perro es el mejor amigo del hombre / Pixabay

De los molosos se ha dicho que los trajeron los griegos y macedonios que se fueron con Alejandro Magno, y de un moloso en particular, el rottweiler, que era el perro de los carniceros en la ciudad alemana de Rotweil. Cuando volvían de las ferias tras vender su ganado, las monedas obtenidas las colgaban en una bolsa en el cuello del perro, para estar seguros en los peligrosos caminos medievales.

Tradicionalmente, los criadores de perros mínimamente sistemáticos acostumbraban a ser los aristócratas, tanto en lo referente a la selección de perros de caza como de vigilancia

Tradicionalmente, los criadores de perros mínimamente sistemáticos acostumbraban a ser los aristócratas, tanto en lo referente a la selección de perros de caza como de vigilancia. Pero en realidad, contra lo que suele suponerse, la inmensa mayoría de razas caninas, tal como hoy las conocemos, apenas rebasan el siglo y medio de vida, y surgen con la generalización de la compañía canina entre la burguesía, imitadora en tantas cosas de la aristocracia a la que substituyó.

Si tener perros era un signo de prestigio, el objeto de dicho prestigio tenía que distinguirse también del chucho vulgaris -dicho sea en latín macarrónico-; las propiedades de los ricos tenían que distinguirse de las de los pobres igual que sus propietarios. Y la mayoría de razas provienen de ahí. Frente al «chucho», y a imitación de sus propias tradiciones y abolengo, los perros de los ricos tendrán pedigrí.

Participaron en la fundación de la Federación Cinológica internacional cinco países, a través de sus respectivas sociedades caninas: Alemania, Francia, Austria, Bélgica y Holanda

Participaron en la fundación de la Federación Cinológica internacional cinco países, a través de sus respectivas sociedades caninas: Alemania, Francia, Austria, Bélgica y Holanda. Tuvo al principio una vida efímera, porque se disolvió al estallar la I Guerra Mundial, pero se refundó en 1921, de la mano de la Societé Centrale Canine de France, y la Société Royale de Saint Hubert, fijándose desde entonces su sede en Thuin (Bélgica) y siendo la mayor agrupación internacional de Kennel Clubes. En la actualidad, reconoce 337 razas de perro, cada una de las cuales es «propiedad» de un país específico, siendo los países de donde dichas razas son oriundas los que establecen los estándares.

La FCI otorga y homologa los títulos de campeón internacional de belleza, de Trabajo, de Obediencia, de Carreras y de Agilidad, actualiza y traduce los estándares de raza a los cuatro idiomas oficiales -alemán, inglés, francés y español-, publica el calendario anual de exposiciones homologadas…. Eso sí, la FCI no expide ningún pedigrí, ni tampoco controla el archivo de los criadores de raza, siendo ambas funciones competencia de las asociaciones de los países miembros.

La FCI otorga y homologa los títulos de campeón internacional de belleza, de Trabajo, de Obediencia, de Carreras y de Agilidad

Aunque no siempre la selección de razas ha resultado beneficiosa para la especie canina, siendo en muchos casos los criterios establecidos muy discutibles y discutidos. Se ha dicho que en ocasiones han primado los criterios estéticos sobre los zootécnicos, lo cual ha revertido, presuntamente, en perjuicio de razas acaso artificiosamente constituidas. Sin duda, un tema para la polémica.

Quizás después de todo, ser el mejor amigo del hombre no es ningún «chollo», como mínimo según cuál caiga en suerte. Y si no, que se lo pregunten a los centenares de perros abandonados cada año por sus desalmados dueños… Claro que esto, hay que decirlo, no tiene nada que ver con la FCI.

1 Comentario

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí