Formar para la inclusión

Las personas destinatarias finales son estudiantes de los Centros de Enseñanza para Personas Adultas (CEPAs)

La Universidad de Oviedo presenta las acciones de un proyecto europeo para la educación de personas adultas en situación vulnerable

.

Profesorado de distintos países realiza movilidades internacionales para compartir sus experiencias docentes y llevar a cabo trabajo conjunto, con el fin de sistematizar un programa formativo destinado a la inclusión.

.

El perfil es el de personas desesmpleadas o trabajadoras con un empleo precario, con necesidades específicas por falta de destreza con el idioma, o por haber superado la enseñanza primaria o secundaria

Uniovi / El equipo de investigación Teaching and Curriculum Group, de la Universidad de Oviedo, acaba de presentar en París las acciones realizadas hasta la fecha dentro de un proyecto europeo sobre competencias para el empleo y la inclusión de personas adultas en situación vulnerable. La iniciativa, dedicada a que profesorado de distintos países comparta experiencias educativas y sistematice un programa formativo específico, se inició en septiembre de 2016 y concluirá a finales de este año.

El proyecto, coordinado por Javier Fombona, profesor de la Universidad de Oviedo, ha contado con la colaboración de docentes de los Departamentos de Educación de la institución académica asturiana y de la Universidade Aberta de Lisboa; profesorado de los centros de educación de adultos de España e Italia; y docentes vinculados con organizaciones de voluntariado, entre quienes se sitúa la experiencia de las y los socios de Francia.

Las personas destinatarias finales son estudiantes de los Centros de Enseñanza para Personas Adultas (CEPAs). En Asturias existen once centros de este tipo, y, por ejemplo, el CEPA Gijón/Xixón acoge unas 4.000 personas cada año. El perfil de las y los estudiantes es el de personas desesmpleadas o trabajadoras con un empleo precario, con necesidades específicas por falta de destreza con el idioma, o por haber superado la enseñanza primaria o secundaria.

Cada uno de los profesores y profesoras participantes ha llevado a cabo varias movilidades internacionales apoyadas por el proyecto

En estos momentos y a partir de un estudio del perfil docente del profesorado de los centros, el personal investigador está diseñando una propuesta académica. En ella se abordan las carencias de las y los docentes, con metodologías adecuadas y con el desarrollo de competencias específicas, que difieren de las que habitualmente  conocemos y donde la tipología de estudiantes y necesidades es distinta. La iniciativa ha sido financiada por el Programa Erasmus+ de la Unión Europea, con el apoyo de la Fundación Caja Rural de Gijón y el Convention Bureau del Ayuntamiento de Gijón.

Cada uno de los profesores y profesoras participantes ha llevado a cabo varias movilidades internacionales apoyadas por el proyecto. Las actividades se realizan en los distintos países, y en cada caso hay una vista preparatoria previa de gestores de cada país socio, donde se diseña la acción formativa en cada escenario, para luego realizar en ese lugar un curso de cinco días con las y los docentes. Así, unos 30 profesores y profesoras se desplazan a cada contexto durante esa semana en un proceso de inmersión.

Estas acciones involucran directamente a estas y estos docentes, y posteriormente impactan de forma indirecta en sus respectivas instituciones y sus estudiantes. De hecho, el proyecto se ha organizado desde la Facultad de Formación del Profesorado y Educación de la Universidad de Oviedo, donde el estudiantado recibirá muchas de estas experiencias y podrá aplicar los resultados en su futuro profesional. Son contenidos vinculados con desafíos continentales: la construcción europea y la solución de los problemas relacionados con el empleo y la inserción social.

.

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí