Hipatia

Imagen: retrato de Hipatia (Wikimedia)

Tal día como hoy… una turba de fanáticos cristianos lapidaba a Hipatia de Alejandría

.

El 8 de marzo del año 415 era asesinada Hipatia, filósofa, lógica, matemática y astrónoma, una de las mentes más brillantes de la antigüedad y sin duda la más sobresaliente de su época. Mientras paseaba por su Alejandría natal, fue linchada por una turba de cristianos fanatizados, instigados por el obispo Cirilo, y lapidada hasta la muerte.

.

CV / La muerte de Hipatia marca simbólicamente el final de una era que había empezado mil años antes con los primeros filósofos y matemáticos jonios en la Grecia presocrática: Tales, Anaximandro, Anaxímenes, Pitágoras… que luego fructificó en la Academia y el Liceo atenienses, y cuyo epicentro cultural había sido en los últimos siete siglos la ciudad helenística de Alejandría, con el Museo y su Biblioteca.

Es la primera figura intelectual femenina, al menos en matemáticas y filosofía, de la que se tiene certeza histórica de su existencia

En los tiempos de Hipatia, Alejandría estaba ya muy lejos de sus mejores momentos. Su biblioteca, que llegó a acumular hasta 900.000 obras manuscritas en el siglo I a.C., había sido objeto de varios saqueos en los últimos siglos. En el 273 por las tropas del emperador Aureliano, en el 297 por las de Diocleciano. Finalmente, en el 391, Teodosio había ordenado la destrucción de todo vestigio pagano…

Aun así, y gracias a la intercesión de algunos patriarcas cristianos, lo que quedaba de la antigua biblioteca y los restos de su comunidad de eruditos, fueron trasladados al templo del Serapeo, donde pese al recelo, cuando no abierta hostilidad, que suscitaba la pervivencia de una comunidad erudita de tradición pagana, siguió funcionando de forma más o menos precaria. Muchos de los miembros de las élites gobernantes y de la jerarquía eclesiástica fueron instruidos por ellos. Sería el caso del obispo Sinesio de Cirene, el gramático Hesiquio de Alejandría, o prefecto imperial de Egipto, Orestes; todos ellos discípulos de Hipatia.

Hipatia había nacido probablemente hacia el año 355 y era hija del astrónomo y matemático Teón, criándose en la comunidad de la Biblioteca, destacando por su talento y convirtiéndose en su miembro más conspicuo.  Aunque se sabe muy poco de su vida, las disciplinas que cultivó la situarían en un neoplatonismo ecléctico e intelectualizado, en la tradición filosófica y científica de los clásicos, desde Platón y Aristóteles, hasta sus ilustres predecesores en la Biblioteca, como Eratóstenes o Tolomeo. Es la primera figura intelectual femenina, al menos en matemáticas y filosofía, de la que se tiene certeza histórica de su existencia. Se sabe que mejoró el astrolabio y que diseño un densímetro.

Pero corrían tiempos convulsos, y tampoco dentro del cristianismo había unanimidad, proliferando todo tipo de controversias teológicas con sus inevitables ramificaciones políticas. Había un cristianismo más intelectualizado, propio de las clases más cultas, que incorporaba la tradición intelectual pagana, frente a otros sectores más puristas y radicalizados, que consideraban dicha tradición una herencia a extirpar. Un cristiano demasiado culto podía ser fácilmente acusado de herejía por su «blandura» hacia los paganos. Tal era el caso del obispo Teófilo de Alejandría (f. 412), que había intentado contemporizar frente a las tensiones entre los distintos sectores cristianos, por un lado, y entre cristianos y paganos, por el otro.

Mientras paseaba por su Alejandría natal, fue linchada por una turba de cristianos fanatizados, instigados por el obispo Cirilo, y lapidada hasta la muerte

A la muerte de Teófilo, la población cristiana eligió como nuevo patriarca a su sobrino Cirilo (370-444), un agitador conocido por su populismo, su intransigencia y su radicalidad, que implantó en la ciudad un régimen de persecución contra todos aquellos contrarios a su credo y prácticas, ora cristianos, ora paganos . El propio gobernador Orestes, cristiano y ex alumno de Hipatia, protestó ante el emperador. Entonces Cirilo llamó en su ayuda a «los 500 monjes”, una horda de fanáticos que se convirtió en su guardia pretoriana personal y sembraron el terror en la ciudad. Son los que lincharon a Hipatia.

El obispo Cirilo prosiguió con sus hazañas hasta su muerte. Es considerado santo por las iglesias católica (por precongregación), copta y ortodoxa. En 1882, el Papa León XIII lo proclamó Doctor de la Iglesia.

Decía William Faulkner que se puede luchar contra la ignorancia, contra el fanatismo y contra la intolerancia… por separado, pero si vienen a la vez y se quiere salvar el pellejo, lo más aconsejable es poner los pies en polvorosa. Hipatia no lo hizo y lo pagó con su vida. Nos legó el testimonio de su digno ejemplo y hoy, desde aquí, le rendimos homenaje.

.

También un 8 de febrero se cumplen estas otras efemérides

.

2 Comentarios

  1. Es alguien que no ha sido canonizado oficialmente. Las canonizaciones empezaron más o menos en el siglo X, antes los santos lo eran por la devoción que despertaban entre los fieles. De los anteriores a esta época, algunos lo fueron, pero la mayoría no, aunque se les asumió como tales por tradición. Para entendernos, tampoco nunca se canonizó a San Pedro o a San Pablo. Al menos hasta donde me consta.

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí