Inversiones en energía ecológica

En 2010, el sector eólico volvió a destacar en lo referido a nuevas inversiones financieras en energías renovables a gran escala, alcanzando los 94 700 millones de dólares (un incremento del 30 % respecto a 2009).

El PNUMA informa de fuertes inversiones globales en energía ecológica durante 2010

.

El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) destaca en su último informe anual sobre energías renovables, titulado «Tendencias mundiales de la inversión en energía renovable en 2011», que las inversiones en energía ecológica aumentaron en cerca de un tercio durante 2010, sobre todo debido al crecimiento de este mercado en Europa, donde se ha acelerado la instalación de paneles solares en los techos de edificios, y a la construcción de parques eólicos en China.

El desglose de los datos desvela que el año pasado se inyectó en el sector de las renovables la cifra récord de 211 000 millones de dólares (alrededor de 149 000 millones de euros), un aumento considerable con respecto a los 160 000 millones de dólares invertidos en 2009. Estas cifras suponen un salto del 540 % con respecto a 2004.

Elaborado por el profesor Ulf Moslener de la Escuela de Finanzas y Administración de Fráncfort en cooperación con Bloomberg New Energy Finance de Londres, el informe revela que las naciones en vías de desarrollo superaron a las economías desarrolladas en relación a la «nuevas inversiones financieras», es decir, en sus gastos destinados a proyectos de energía renovable orientados a los servicios públicos y a la aportación de capital de participación a empresas de energía renovable.

En total, los países en desarrollo invirtieron 72 000 millones de dólares, por 70 000 millones de dólares las economías desarrolladas, lo que supone un cambio importante con respecto a 2004, cuando las nuevas inversiones de los países en desarrollo representaban sólo la cuarta parte de las de los países desarrollados.

América del Sur y Central aumentaron su inversión un 39 %, hasta 13 100 millones de dólares, mientras que Oriente Próximo y África aumentaron la suya un 104 %, hasta los 5 000 millones de dólares. Los países asiáticos en desarrollo, excluidas China e India, aumentaron su inversión un 31 %, hasta 4 000 millones de dólares. Por su parte, India aumentó su inversión un 25 %, hasta 3 800 millones de dólares. El líder mundial en 2010 fue China, con 48 900 millones de dólares en nuevas inversiones financieras en energías renovables, lo que representa un aumento del 28 %.

En el informe también se señala que las labores de investigación y desarrollo gubernamentales aumentaron en 2010 más del 120 %, suponiendo una inversión superior a los 5 000 millones de dólares.

Achim Steiner, Secretario General Adjunto de las Naciones Unidas y Director Ejecutivo del PNUMA, comentó en referencia a los datos que: «El constante crecimiento de este segmento fundamental de la “economía verde” no está ocurriendo por casualidad. La fijación de metas, sumada al apoyo estratégico y a los fondos de incentivo por parte de los gobiernos, está apuntalando el ascenso de la industria de energías renovables y volviendo factible la tan necesaria transformación del sistema energético mundial.»

.

Hacia una economía verde

Agregó que la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, que se celebrará en Durban (Sudáfrica) del 28 de noviembre al 9 de diciembre de este año, y la cumbre de Río+20 en Brasil en 2012 ofrecen oportunidades clave para el mundo de cara a acelerar e intensificar «esta transición positiva hacia una economía verde baja en carbono, con un buen aprovechamiento de los recursos en el contexto del desarrollo sostenible y la erradicación de la pobreza».

Por su parte, Udo Steffens, presidente de la Escuela de Finanzas y Administración de Fráncfort, declaró que: «La industria financiera todavía se está recuperando de la reciente crisis. El hecho de que la industria permanezca sólidamente comprometida con las energías renovables demuestra su fe en las perspectivas de las inversiones en energía sostenible.»

El profesor Steffens explica que el aumento de las inversiones en el mundo en desarrollo no sólo está generando innovaciones en tecnologías de energías renovables; además, abrirá nuevos mercados, «puesto que los inversores recién llegados están aportando nuevos modelos de negocios que contribuirán a fomentar la iniciativa empresarial en el mundo en desarrollo».

En el informe se matiza que no todas las áreas han gozado de crecimiento positivo en 2010. Las nuevas inversiones financieras en energías renovables a gran escala descendieron en 2010 en Europa un 22 %, bajando hasta 35 200 millones de dólares.

Cabe reseñar que esto fue compensado por una expansión en la instalación de proyectos a pequeña escala, debido sobre todo a las primas tarifarias (mecanismos políticos diseñados para aumentar las inversiones en tecnologías de energía renovable) y a una fuerte caída del costo de los módulos fotovoltaicos.

Las inversiones en Alemania aumentaron hasta 34 000 millones de dólares (132 %); hasta 5 500 millones de dólares (59 %) en Italia; hasta 2 700 millones de dólares (150 %) en Francia, y hasta 2 300 millones de dólares (163 %) en la República Checa.

En 2010, el sector eólico volvió a destacar en lo referido a nuevas inversiones financieras en energías renovables a gran escala, alcanzando los 94 700 millones de dólares (un incremento del 30 % respecto a 2009).

La energía solar se está equiparando a la eólica gracias a inversiones más potentes en proyectos a pequeña escala por valor de 86 000 millones de dólares en 2010, con un incremento del 52 % respecto del año anterior.

La energía producida a partir de biomasa y mediante la conversión de desechos ocupa el tercer lugar frente a los biocombustibles con 5 500 millones de dólares el año pasado.

La publicación del informe coincide con la puesta en marcha del nuevo Centro de Colaboración del PNUMA para la Financiación del Clima y la Energía Sostenible, con sede en la Escuela de Finanzas y Administración de Fráncfort.

.

Noticia patrocinada por EducaciOnline

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí