Ya en el colmo del despropósito, predijo que la alineación de los planetas sobre Piscis -el símbolo astrológico del agua- iba a producir un nuevo diluvio universal el 25 de febrero de 1524

Tal día como hoy… 16 de febrero de 1531, fallecía Johannes Stöffler

.

El 16 de febrero de 1531, fallecía en Blaubeuren (Alemania), Johannes Stöffler, astrónomo, astrólogo, profesor de la Universidad de Tübingen; famoso por los instrumentos astronómicos que construyó y por ser autor de profecías incumplidas.

.

Entre sus logros más conocidos está la construcción del reloj astronómico para la catedral de Münster (1496)

CV / En su ‘Historia de la Filosofía Occidental’, Bertrand Russell se refiere a Pitágoras como una mezcla de filósofo, hombre de ciencia, profeta y charlatán, una combinación sin duda algo sincrética para nuestros tiempos, pero nada infrecuente en otros, incluso mucho más recientes de lo que a primera vista cabría suponer.

Alfred R. Wallace (1823-1913), reputado científico conocido por su teoría evolucionista y colaborador puntual de Darwin, practicó el espiritismo y acabó auténticamente obsesionado por todo tipo de prácticas esotéricas. Stephen Hawking nos recuerda que Newton –por quien no parece sentir gran simpatía personal- era un apasionado de la brujería. Y es sabido que muchos grandes científicos se ganaban un dinero extra haciendo cartas astrales, creyeran o no en ellas. Digamos pues que esta combinación entre ciencia y superstición no siempre fue tan extravagante como hoy nos podría parecer.

Nuestro personaje de hoy encajaría perfectamente en esta descripción de hombre de ciencia a medio camino entre la racionalidad y la superstición, y sería un buen ejemplo de cómo la interiorización de los prejuicios de una época pueden llevar a incurrir en clamorosos despropósitos.

Stöffler (1452-1531) fue sin duda un eminente astrónomo y matemático con grandes méritos en ambos campos. Entre sus logros más conocidos está la construcción del reloj astronómico para la catedral de Münster (1496). Como es sabido, el reloj astronómico es un dispositivo que nos informa de las posiciones relativas del Sol, la Luna, las constelaciones del Zodíaco, la duración del día y la noche, eclipses lunares y solares, mareas… En fin, que no es precisamente el mecanismo de un sonajero. El globo celeste que había construido en 1493 se conserva actualmente en Germanisches Nationalmuseum de Núremberg y se considera uno de los más perfectos. Diseño tablas astronómicas y construyó astrolabios; fue también un reputado geógrafo y cartógrafo…

Una de sus peculiaridades fue que, aun estando plenamente al corriente de los nuevos descubrimientos geográficos, nunca incluyó en sus mapas el Continente Americano

Ello no obstante, una de sus peculiaridades fue que, aun estando plenamente al corriente de los nuevos descubrimientos geográficos, nunca incluyó en sus mapas el Continente Americano, no porque ignorara su existencia, sino porque, simplemente, lo consideraba prescindible: un continente marginal que en nada afectaba el mapa del mundo, de su mundo, claro.

Ya en el colmo del despropósito, predijo que la alineación de los planetas sobre Piscis -el símbolo astrológico del agua- iba a producir un nuevo diluvio universal el 25 de febrero de 1524. Entre la población cundió el pánico y hasta un noble sin duda algo atrabiliario, el conde von Iggleheim, construyó un arca de tres niveles creyéndose el nuevo Noé.

Pese a la certeza «científica» de las predicciones de Stöffler, en el día anunciado apenas cayeron cuatro gotas, lo cual, por cierto, en la Alemania prealpina no tenía nada de extraño. Curiosamente, su prestigio no se vio afectado por esta profecía fallida, aunque no sabemos qué fue del arca construida por von Iggleheim.

Johannes Stöffler murió víctima de la peste, en una epidemia que ignoramos también si supo prever en las estrellas.

.

También un 16 de febrero se cumplen estas otras efemérides

.