La remota la posibilidad de ganar el ‘Gordo’ de Navidad

Vídeo realizado por David Orden, profesor de Matemática Aplicada de la UAH

En la UAH sí se cuenta: “Lo que no cuenta el anuncio de la lotería de Navidad”

 

David Orden, profesor de Matemática Aplicada de la Universidad de Alcalá
David Orden, profesor de Matemática Aplicada de la Universidad de Alcalá

David Orden, profesor de Matemática Aplicada de la Universidad de Alcalá explica en el vídeo ‘Lo que no cuenta el anuncio de la lotería de Navidad’ cómo es de remota la posibilidad de ganar el ‘Gordo’ de Navidad. Un trabajo que ha merecido una Mención de Honor de Trabajos de Divulgación Científica, Método Científico y Pensamiento Crítico en el prestigioso certamen ‘Ciencia en Acción’.

.

UAH / El vídeo muestra con ejemplos sacados del día a día, muy visuales y fáciles de entender, las escasas probabilidades que un ciudadano medio, con un gasto medio en décimos de lotería de Navidad, tiene de ganar el Gordo.

Conseguir los ansiados 400.000 euros por décimo no es nada fácil. O, para ser más exactos, la probabilidad de que tu número salga es 1 entre 100.000. Para explicar esta realidad aplastante, sobre todo a los que en estos días se afanan, soñadores y emocionados, en comprar décimos o participaciones o en hacer divisiones imposibles entre compañeros de trabajo, familiares y demás allegados, David Orden utiliza ejemplos muy didácticos.

Porque ¿qué es una gota de agua en 5 litros del líquido elemento o una gota de sangre en un cuerpo humano, qué supone una palabra en una novela como ‘El Hobbit’, un latido del corazón a lo largo de todo un día, o un parpadeo en diez días? Poca cosa, la verdad. Pues igual de pequeña y remota es la posibilidad de que nuestro décimo resulte premiado con el ‘Gordo’ de Navidad.

Para este matemático, la probabilidad de que tu número salga es 1 entre 100.000 

El vídeo elaborado por David Orden surgió de una entrada que ya publicó en su blog Cifras y Teclas, y que llevaba por título ‘Ejemplos para explicar a tu abuela la probabilidad de tener el Gordo de la lotería de Navidad’.

Así que la próxima vez que la música del anuncio de la lotería de Navidad resuene en los oídos, lo mejor es pararse a escuchar un solo latido del corazón, porque es ésa, un solo latido en un día, la probabilidad de que nos toque el Gordo. Claro, que ese latido es necesario para seguir viviendo… Suerte.

.

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí