Los satélites polares europeos de segunda generación relevarán a los de la primera (ilustrado en la imagen) en la próxima década. / EUMETSAT

España impulsa su participación en los satélites meteorológicos europeos

.

La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) y el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) han presentado esta semana las características del Programa Europeo de Satélites Polares de Segunda Generación (EPS-SG). Dentro de este proyecto está previsto lanzar seis nuevos satélites meteorológicos y climáticos, el primero en 2021.

.

El presidente de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) Miguel Ángel López y la presidenta del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) María Luisa Poncela han destacado este jueves la importancia del Programa Europeo de Satélites Polares de Segunda Generación (EPS-SG) durante un encuentro en el que han renovado un acuerdo de colaboración para el desarrollo tecnológico e industrial nacional en programas satelitales.

A la jornada han asistido Alain Ratier, director general de la Organización Europea para la Explotación de Satélites Meteorológicos (EUMETSAT), representantes de la Agencia Espacial Europea (ESA) y de diferentes organismos y empresas españolas vinculadas con el espacio, un sector en el que nuestro país es la quinta potencia europea.

La segunda generación de satélites polares europeos operará entre 2021 y 2042

El primer satélite polar europeo (EPS, por sus siglas en inglés: European Polar System) se puso en órbita en 2006, con capacidades de sondeo e imágenes muy útiles para la meteorología operativa y los estudios climáticos.

Ahora, EUMETSAT y  la ESA han diseñado y definido el programa EPS-SG, que consta de seis satélites, en dos series de tres con diferente instrumentación cada una (radiómetros de sondeo y otros instrumentos avanzados con prestaciones superiores a las del primer programa polar).

Los responsables del proyecto esperan poner en órbita el primer satélite hacia 2021 y prolongar las operaciones durante un mínimo de 21 años, hasta 2042.

Durante el encuentro también se ha adjudicado a la compañía Airbus Defense and Space España por parte de la ESA del desarrollo del instrumento Ice Cloud Imager (ICI), un sistema de escaneo que irá a bordo de los futuros satélites, lo que supone el inicio del retorno industrial.

.

España invierte 330 millones y retorna 5.500

Según un estudio realizado por EUMETSAT, el programa EPS-SG tendrá una relación coste-beneficio de 1 a 20 en la economía europea. En el caso de España esto supondrá unos 5.500 millones de euros, superando holgadamente la inversión de 330 millones de euros que nuestro país debe aportar a la ESA y EUMETSAT a lo largo de 30 años.

Los sistemas de satélites polares, junto a los geoestacionarios, son claves para las actividades encomendadas a AEMET por su utilidad en predicción y vigilancia del tiempo. Las mejoras del nuevo programa ayudarán a mejorar sus modelos numéricos, además de aportar datos en ámbitos como el científico, el transporte, la agricultura, el turismo o el comercio.

España, forma parte, junto con otros 29 estados europeos de EUMETSAT, que gestiona los satélites que proporcionan la mayoría de la información en este ámbito sobre Europa y África. La colaboración con EUMETSAT en programas científicos y técnicos, como el Centro de Aplicaciones de Satélites para la Predicción a Corto Plazo (SAF NWC), ha ayudado a incrementar las capacidades de la AEMET.