Mayte Martín

La cantaora Mayte Martín / Imagen: Flamenco On Fire

Mayte Martín llega al Flamenco On Fire con obras creadas desde “la rendición”

.

La cantaora de flamenco y boleros Mayte Martín participará mañana por primera vez en el festival Flamenco On Fire con “Tempo Rubato”, un espectáculo, en el que, acompañada de la bailaora Belén Maya, interpretará canciones creadas desde “un lugar profundo en el que habita la emoción” y “la rendición”.

.

EFE / La artista acude a este festival, que dedica su quinta edición a la mujer flamenca y que se desarrollará en la capital navarra desde mañana hasta el 26 de agosto, con un proyecto que supone el registro sonoro de canciones gestadas durante 22 años, explica en una entrevista concedida a Efe.

“Tempo Rubato” es un proyecto basado en temas propios con arreglos del maestro Joan Albert Amargós

“Convertía en canciones aquello que vivía y me sobrepasaba”, asegura la catalana para añadir que, si uno “se entrega a la verdad, al autoanálisis y toma contacto de su conciencia, inevitablemente se abren heridas”. “En eso consiste la madurez”, reflexiona.

En este sentido, desvela que su fuente de inspiración “ha sido siempre el dolor, el del amor y el desamor”. Al respecto, indica que “nunca” escribe “a la alegría porque la alegría siempre es abarcable” ni tampoco a los sueños o al futuro porque “algo que está por ocurrir, no ha podido hacer mella”.

“Es el dolor lo que nos supera y permite encontrar y abrir compuertas muy profundas, que no sabíamos ni que existían”, explica la cantaora, quien gracias al “crowdfunding” (microfinanciación colectiva) de su público consiguió desarrollar “Tempo Rubato”.

Afirma que este sistema de financiación supone “un termómetro precioso con el que mides cuánto importa lo que haces y a cuánta gente”. Así, considera que ha tenido seguidores “muy fieles”, personas que “no quieren vivir de espaldas a su verdad, ni tener cerradas las compuertas de la emoción”.

Reconoce que la decisión de desvincularse de las discográficas y mantener sus principios en la música le ha llevado a tener “momentos de debilidad”. En la actualidad, quiere rodearse de personas que defiendan su trabajo sin cuestionar su voluntad ni sus decisiones.

Para Martín, cuando hay “verdad en una obra o un artista, eso se mantiene en el tiempo y en el alma de la gente que alguna vez se cruza con ello”

“Personas que me protejan, en la medida de lo posible, de la frivolidad y la herejía que está invadiendo ese espacio sagrado que es el arte”, remarca.

La artista compartirá escenario con la bailaora Belén Maya, con quién formó una compañía años atrás, y con quien se reencontrará por primera vez desde hace once años.

“Belén Maya ha sido siempre la bailaora con la que más me identifico, no hay otra con su sensibilidad”, afirma para agregar que esta ha sido “pionera en incorporar nuevas formas de expresión al baile flamenco”.

De sus últimos trabajos, destaca “De fuego y agua” (2008), en el que incluye temas de Joaquín Rodrigo, Manuel de Falla o Enrique Granados, “Al cantar a Manuel” (2009), con el que homenajeó al poeta Manuel Alcántara, o “Por los muertos del cante” (2013).

Para Martín, cuando hay “verdad en una obra o un artista, eso se mantiene en el tiempo y en el alma de la gente que alguna vez se cruza con ello”.

.

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí