Mapa hecho con cráneos de las víctimas del régimen, exhibido en el Museo Tuol Sleng. / Créditos: Donovan Govan (Wikimedia)

Tal día como hoy… 18 de junio de 1997, Pol Pot era detenido y condenado a prisión perpetua

.

El 18 de junio de 1997, el exdictador camboyano Pol Pot era detenido y condenado a prisión perpetua. Había gobernado en Camboya entre 1975 y 1979, tiempo durante el cual llevó a cabo el genocidio de una cuarta parte de la población, hasta que fue desalojado del poder por los vietnamitas en 1979. Pasó entonces de nuevo a la guerrilla, con el apoyo esta vez de sus antiguos enemigos, los Estados Unidos.

.

El  estrambotismo ideológico y la radicalidad política pueden parecer muy graciosos mientras no detentan el poder, pero cuando lo alcanzan, el anterior pintoresquismo se convierte en cruel tragedia

CV / El  estrambotismo ideológico y la radicalidad política pueden parecer muy graciosos mientras no detentan el poder, pero cuando lo alcanzan, el anterior pintoresquismo se convierte en cruel tragedia. Y esto es precisamente lo que ocurrió en Camboya con Pol Pot, un psicópata que estuvo a punto de hacer desaparecer a su propio país del mapa.

Como tantos otros que luego fueron líderes anticolonialistas y revolucionarios indochinos, Pol Pot (1925) fue a estudiar a París, la capital de la metrópolis, aunque en su caso, apenas pisó un aula universitaria, pero se introdujo en el activismo político y se «convirtió» a la ideología comunista, pero con unos perfiles nada internacionalistas, sino más bien de tintes étnicos. Admirador de la Revolución Cultural de Mao-Tsé-Tung, su concepto del comunismo fue siempre agrario y radicalmente opuesto a todo tipo de progreso técnico.

Pol Pot / Wikimedia

Tras la derrota norteamericana en Vietnam, Pol Pot se hizo con el poder en la vecina Camboya, al frente de los khemeres rojos, desalojando al corrupto LO-Nol, un títere de los estadounidenses. Pronto marcó la diferencia, implantando lo que ciertamente hay que calificar como un programa de destrucción masiva con medidas demenciales que redujeron drásticamente las cosechas las cosechas y extendió el hambre, a la vez que desplegaba una salvaje represión contra todo atisbo de modernidad. Se decretó la destrucción de los electrodomésticos por ser un símbolo occidental y capitalista; igualmente, llevar gafas era también una manifestación de cultura burguesa, o peor, de intelectual, con pena de muerte incorporada. Se calcula que murieron unos dos millones de personas, víctimas del hambre, de las enfermedades –los medicina eran también cultura burguesa- o de la represión. Un genocidio como pocos.

Y como no le bastaba con masacrar a su propia población, se dedicó a atacar también a sus vecinos, practicando incursiones en Laos, Tailandia y Vietnam, secuestrando y asesinando campesinos… Hasta que Vietnam se hartó y decidió invadir Camboya, ocupándola en un mes. Pol Pot se refugió en la selva y prosiguió con su guerrilla, ahora con los enemigos y aliados intercambiados: contra Vietnam y ayudado por Los EEUU y China. Aunque sus crímenes ya empezaban a conocerse, Pol Pot fue relativamente recuperado como un amigo de Occidente que combatía a los vietnamitas pro-soviéticos; todo un sarcasmo.

Mientras Pol Pot seguía resistiendo en las junglas camboyanas, se estrenó la película ‘Los gritos del silencio’ (1984), de título mucho más explícito en su original inglés, ‘The killing fields’, en la cual se ponían de manifiesto las atrocidades perpetradas durante los tres años que gobernó en Camboya. Al final, fue abandonado hasta por los escasos fanáticos seguidores que le quedaban, ni tampoco el apoyo americano y chino le sirvió de nada. Murió al poco tiempo de ser encarcelado, en abril de 1998. Oficialmente murió de un infarto, pero se ha especulado con que pudo ser envenenado, ya que se rumoreaba que se iba a pedir su extradición para ser juzgado por crímenes contra la humanidad.

.

También un 18 de julio se cumplen estas otras efemérides

.

.