Prisión de Alcatraz

Vista de la isla en julio de 2017 / Wikimedia - Frank Schulenburg

Tal día como hoy… 21 de marzo de 1963 se procedía al cierre definitivo de la prisión de Alcatraz

 

El 21 de marzo de 1963 se procedía al cierre definitivo de la prisión de Alcatraz por parte de las autoridades federales norteamericanas. Por sus especiales condiciones y por las veces que apareció en el cine, se convirtió en un hito y, probablemente, en la más famosa de las cárceles del mundo, considerada también la más siniestra, por la imposibilidad de fugas. No está demostrado que nadie consiguiera escapar con vida.

 

CV / Se encuentra situada en la isla del mismo nombre, en la bahía de San Francisco. La primera construcción fue un faro, seguido al poco tiempo de una fortaleza española que vigilaba la entrada en la bahía, construida hacia finales del siglo XVIII. El faro, todavía en funcionamiento, es el más antiguo de la costa oeste de los Estados Unidos. Tras la anexión de California a los EEUU en febrero de 1848 por el Tratado de Guadalupe-Hidalgo, que puso fin a la guerra entre Estados Unidos y México.

La primera construcción fue un faro, seguido al poco tiempo de una fortaleza española que vigilaba la entrada en la bahía

La subsiguiente aparición de la «fiebre del oro», que trajo a California decenas de miles de personas, hizo que el gobierno norteamericano se planteara la necesidad del control militar de la zona. A este efecto se contruyó en 1853 una fortaleza en la isla de Alcatraz, cuya posición estratégica le permitía controlar toda la bahía, con una guarnición permanente de 200 soldados con varias baterías costeras. Nunca llegaron a abrir fuego. Durante la guerra civil (1861-1865), permaneció en manos de la Unión y la fortaleza se utilizó como cárcel para los simpatizantes confederados de la zona. Tras la guerra, las fortificaciones quedaron obsoletas, y no fue hasta 1933 que el Departamento de Justicia de los EEUU adquirió la islam convirtiéndola al año siguiente en cárcel federal.

Alcatraz estuvo en funcionamiento como prisión durante 29 años, pasaron por ella personajes famosos, como Al Capone, y otros que se hicieron famosos en ella, como Robert Franklin Stroud -el hombre de los pájaros de Alcatraz-. Desde la penitenciaría siempre se dijo que ningún preso consiguió jamás escapar con éxito. Se han registrado oficialmente 14 intentos de fuga, protagonizados por 36 presos en distintos momentos. Siete murieron en el intento y dos se ahogaron en las gélidas aguas de la bahía.

El 11 de junio de 1962 tuvo lugar el último intento de fuga, y también el más famoso por su incierto resultado. Se fugaron tres presos tras un larguísimo y elaborado plan, que incluía cabellos recogidos de la barbería que pusieron sobre la cama en muñecos de papel para hacer creer a los guardias que los presos seguían en ellas, y con instrumental elaborado caseramente que habían ido distrayendo. Se calcula que llegaron sobre las diez de la noche a las aguas de la bahía, y desaparecieron. Un cuarto preso se quedó al final atrás.

El 11 de junio de 1962 tuvo lugar el último intento de fuga, y también el más famoso por su incierto resultado

Tras la investigación posterior, se encontraron pertenencias de los tres fugados en la cercana isla Ángel, pero nunca se supo nada más de ellos. El informe oficial concluyó que los fugados se ahogaron en las frías aguas de la bahía, y que sus cuerpos, de los que nunca se encontró ni rastro, tal vez fuera devorados por los tiburones que siempre merodean por aquellas aguas. Lo cierto es que nunca se supo nada más de los tres presos fugados, ni para bien ni para mal.

La prisión fue cerrada por orden del fiscal general Robert F. Kennedy. Las razones aducidas para el cierre fueron su alto coste, en comparación al de otras prisiones más modernas, y la contaminación que producía en la Bahía de San Francisco. Hoy en día, la isla es un sitio histórico dirigido por el servicio de parques nacionales, y son multitud los turistas que acceden a ella para visitar las colonias de pájaros, y los siniestros edificios que aún permanecen como recuerdo de unos tiempos truculentos.

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí