René Goscinny (padre de Astérix)

Wikimedia - Peters, Hans / Anefo

Tal día como hoy… 5 de noviembre de 1977 fallecía René Goscinny, creador de Astérix

 

El 5 de noviembre de 1977 fallecía en París, a los 51 años de edad, el historietista y editor francés René Goscinny, creador y padre del inmortal Astérix, junto al dibujante Uderzo. Falleció de un paro cardíaco en el transcurso de una revisión médica rutinaria.

 

CV / Goscinny había nacido en París el 14 de agosto de 1926, en el seno de una familia polaca de origen judío. Su familia emigró a Argentina en 1928, instalándose en Buenos Aires. Un traslado providencial, ya que el resto de familiares fueron asesinados por los nazis durante la II Guerra Mundial. Se inició como dibujante en revistas del Liceo Francés de Buenos Aires, donde estudió. Tras concluir el Bachillerato, entró a trabajar como dibujante en una agencia de publicidad argentina. En 1945 emigró con su madre a Nueva York, y al año siguiente se trasladó de nuevo a Francia para hacer el servicio militar, siendo nombrado ilustrador oficial de su regimiento. Pronto descubrió, ello no obstante, que se desenvolvía con más facilidad escribiendo guiones que ilustrándolos…

En 1955 se incorporó con gran éxito a los guiones del primer personaje de cómic que lo hizo popular entre el gran público, Lucky Luke

En 1955 se incorporó con gran éxito a los guiones del primer personaje de cómic que lo hizo popular entre el gran público, Lucky Luke, el vaquero que era más rápido que su propia sombra, siempre en pugna con los estúpidos y malvados hermanos Dalton; unas historietas a medio camino entre la parodia y el homenaje al oeste americano. Colaboró también en la revista Tintin, en la cual creó las historias de Oumpah-Pah, jefe de una cómica tribu de indios americanos durante los tiempos de la colonización inglesa y francesa. No tuvieron un gran éxito, pero el esquema del cómic y el tratamiento que adoptó, le sirvió para crear poco después, mutatis mutandi, el que sería su mayor éxito, los galos de la aldea irreductible que protagonizan las historietas de Astérix.

‘Asterix el galo’ apareció por primera vez el 29 de octubre de 1959 en la revista Pilote, en la cual colaboraban Goscinny y el dibujante Uderzo, como resultado de la colaboración entre ambos. Poco después, en 1961 aparecía la aventura entera como álbum. El éxito fue inmediato. De ‘Astérix el galo’ (1961) se habían publicado 6.000 ejemplares; la cuarta entrega, ‘Astérix gladiador’ (1964), tuvo solo en su tiraje inicial 150.000. Astérix pronto se convirtió, junto a Tintín, en el cómic francés más internacional. Ha sido traducido a multitud de idiomas, incluyendo el latín y el griego antiguo. El rango de sus lectores abarca todas las edades…

‘Asterix el galo’ apareció por primera vez el 29 de octubre de 1959 en la revista Pilote. Poco después, en 1961 aparecía la aventura entera como álbum

Estamos en el año 50 aC, con toda la Galia ocupada por los romanos… ¿Toda? ¡No!. Así empiezas todas las historias de Astérix. Hay un pueblo de galos palurdos y simpáticos que resiste a los romanos gracias a una poción mágica que los hace invencibles. Allí viven los dos protagonistas, Astérix -un guerrero galo de actividad desconocida-, y su inseparable amigo Obélix, un repartidor de menhires, gordo, bonachón y de fuerza hercúlea, porque de pequeño se cayó en una marmita de poción mágica. Una pareja, digamos, a medio camino entre Don Quijote y Sancho Panza, por un lado, y el Gordo y el Flaco, por el otro…

Hay personajes corales: Abraracúrcix, el orgulloso, pero buenazo, jefe de la tribu; su chismosa esposa Karabella; Edadepiedrix, el anciano fanfarrón de 93 años casado con una atractiva y presumida joven cuyo nombre nunca se menciona, pero que en Parc Astérix se la llama Taillefine; el druida Panorámix, que dispone del secreto de la poción mágica; Idéfix, el perrillo de Obélix; Asurancetúrix, el bardo; Esautomátix, el herrero cascarrabias; Ordenalfabetix, el pescadero cuyo género es más que dudoso… Y una serie de personajes que aparecen en las distintas aventuras recurrentemente, desde históricos, como Julio César o Cleopatra, hasta ficticios, como los infelices piratas que, para su desgracia, siempre topan con los galos en sus viajes. ¿Quién no ha acabado sintiendo compasión por los pringados piratas de Astérix?

Astérix y Obelix / Flickr

¿Cuál es el secreto de Astérix? Se ha dicho que su uso del tópico con rasgos cómicos, poniendo a los belgas comiendo patatas fritas, a los españoles siempre de fiesta, a los ingleses con un mal gusto gastronómico proverbial, a los alemanes como cabezas cuadradas, a los suizos como maniáticos de la limpieza… También se ha dicho, a nuestro entender erróneamente, que era la alternativa a Tintín, siendo éste de derechas y Astérix de izquierdas… En términos contemporáneos, Roma representa indiscutiblemente a los EEUU y la globalización, mientras que los galos –y resto de pueblos que aparecen- a los europeos, con sus chauvinismos y sus esnobismos… En fin. Quizás, en definitiva, el secreto de su éxito esté en su genialidad, aquello que no sabemos definir, pero que podemos distinguir perfectamente cuando lo tenemos delante… como cuando leemos una aventura de Astérix.

Tras la muerte de Goscinny, Astérix siguió publicándose, con textos inacabados suyos completados por Uderzo o, más adelante, solo por éste, aunque el nombre de Goscinny sigue apareciendo en homenaje.

2 Comentarios

Dejar comentario

Deja tu comentario
Pon tu nombre aquí