El objetivo es crear un marco avanzado que abarque todas las fases del desarrollo de sistemas en tiempo real, desde la de diseño hasta las de programación y puesta en marcha.

Comienza un proyecto sobre sistemas aeroespaciales y de defensa financiado con fondos europeos

.

La Comisión Europea participa en un nuevo proyecto iniciado para crear un marco de desarrollo informático basado en modelos que pueda emplearse en sistemas complejos en tiempo real aeroespaciales y de defensa.

Se trata del proyecto MADES («Métodos y herramientas basadas en modelos aplicados a sistemas incorporados de aviónica y vigilancia»), que durará hasta julio de 2012 y en el que colaborarán desarrolladores de tecnología en tiempo real puntera, fabricantes industriales y organizaciones científicas de Francia, Alemania, Italia y Reino Unido.

La Comisión ha aportado 2 450 000 euros del total del presupuesto del proyecto a través del tema «Tecnologías de la información y la comunicación» (TIC) del Séptimo Programa Marco (7PM).

El objetivo es crear un marco avanzado que abarque todas las fases del desarrollo de sistemas en tiempo real, desde la de diseño hasta las de programación y puesta en marcha.

Este marco multiplataforma deberá contar con una fiabilidad sólida, esencial para aplicaciones de seguridad y cruciales, y al mismo tiempo mejorará la productividad de los desarrolladores, aumentará la reutilización de código, reducirá el coste de mantenimiento y permitirá su portabilidad a plataformas multinúcleo modernas.

El objetivo a largo plazo de MADES será desarrollar métodos nuevos de verificación y simulación basados en modelos, así como métodos y herramientas de generación de código también basados en modelos que den cabida a lenguajes de programación convencionales y de descripción de hardware.

Las herramientas de MADES otorgarán a los desarrolladores la capacidad de reutilizar componentes de software, garantizar la consistencia de sistemas complejos y aprovechar las características de las plataformas multinúcleo avanzadas.

Flavio Fusetti, director de Negocio Aeroespacial y Defensa de TXT e-solutions (Italia), institución coordinadora, afirmó: «Los desarrolladores de sistemas incorporados precisan nuevas herramientas y métodos basados en estándares reconocidos para poder diseñar aplicaciones complejas que se sirvan de métodos de desarrollo regidos por modelos. El proyecto MADES proporcionará una ruta de evolución que integra métodos de desarrollo anteriores y permite aplicar diseños más avanzados basados en modelos. Estas técnicas de desarrollo también permitirán a los desarrolladores de sistemas en tiempo real aumentar el rendimiento, la fiabilidad y la escalabilidad en las cada vez más complejas plataformas multinúcleo.»

El proyecto MADES aplica un método exhaustivo a la investigación de herramientas y tecnologías nuevas relacionadas con el diseño, la validación, la simulación y la generación de código sin olvidar un mayor apoyo al aspecto de la reutilización de componentes. En el marco del proyecto también se están creando métodos de anotación y verificación que garanticen la consistencia general del sistema.

Además, el proyecto desarrollará tecnologías de generación de código que darán cabida a lenguajes de programación convencionales y a otros de descripción de hardware. Éstas aportarán técnicas de virtualización del tiempo de compilación que permitirán tratar con la cada vez mayor complejidad de las arquitecturas de hardware multinúcleo contemporáneas.

Mades equipo, Foto: Alessandra Bagnato.

«Los socios del consorcio MADES son expertos en cada una de las fases del desarrollo de sistemas regido por modelos. El proyecto aportará innovaciones al proceso de transformación de diseños de software en sistemas instalables que cumplen con las distintas condiciones de fiabilidad y presentan garantías para su utilización en aplicaciones en las que la seguridad es un aspecto crítico», afirmó David Lounsbury, director técnico de The Open Group (Reino Unido), otro socio del proyecto. «Confiamos en que la potencia de las herramientas basadas en modelos que están siendo puestas a prueba por los socios industriales permitan a los desarrolladores de aplicaciones aumentar su productividad y gestionar el aumento previsto de la complejidad de los sistemas.»

Share