Ruiz-Gallardón considera que la actuación del Tribunal Supremo garantiza la independencia y solidez de la Justicia en España

.

El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, ha efectuado la siguiente declaración:  “La posición tanto del Ministerio de Justicia como del Gobierno es siempre la misma ante cualquier resolución del Tribunal Supremo, sea esta condenatoria o de absolución: vivimos en un Estado de Derecho, con plena independencia de sus poderes, y por tanto, el Gobierno respeta cualquier resolución que dicta cualquier organismo jurisdiccional y máxime, el máximo organismo jurisdiccional que tenemos en España, que es nuestro Tribunal Supremo”.

Imagen: Ministerio de Justicia.

Alberto Ruiz-Gallardón ha querido aclarar que “al margen del criterio personal que cualquier ciudadano, como es lógico y normal, pueda adoptar ante una decisión judicial, debemos tener la seguridad, la garantía de que en nuestra nación el Tribunal Supremo es el organismo que identifica los valores de independencia del poder judicial y aplica las leyes que aprobamos los legisladores en cumplimiento del mandato democrático de los ciudadanos”.

En relación con las críticas que se han realizado últimamente contra el Tribunal Supremo por su resolución sobre la actuación del juez Garzón en el caso de las escuchas telefónicas, el ministro de Justicia ha insistido en que en España hay “una justicia fuerte e independiente” y, en su opinión, “exterior e interiormente es percibida como una justicia independiente y con la capacidad de poder resolver conflictos y situaciones en las que se haya producido una vulneración de la legalidad vigente”.

“Ninguna de las críticas, a mi juicio injustificadas, contra el Tribunal Supremo ha hecho perder el prestigio que tiene ante los ciudadanos españoles y el prestigio que comporta para la calidad de nuestro sistema democrático tener un poder judicial independiente. Esa es una realidad en España y es la realidad que nos permite ser ciudadanos libres. Las críticas que se hagan a cualquier decisión del poder judicial, deben hacerse desde el más profundo respeto a la independencia de sus autores y de los que conforman nuestro sistema judicial. En este caso, con más razón todavía al tratarse del Tribunal Supremo”, ha añadido.